Strict Standards: Redefining already defined constructor for class Object in /home/asturias/public_html/cake/libs/object.php on line 65

Strict Standards: Non-static method Configure::getInstance() should not be called statically in /home/asturias/public_html/cake/bootstrap.php on line 46
Los bajos sueldos en La Nueva España provocan la huida masiva de sus redactores | Asturias Opinión
11.octubre.2007

Los bajos sueldos en La Nueva España provocan la huida masiva de sus redactores

Sección: Asturias
Los bajos sueldos en La Nueva España provocan la huida masiva de sus redactores

Durante los últimos meses la redacción del diario de referencia de la derecha asturiana ha visto como varios trabajadores de la plantilla han abandonado sus filas en busca de mejores condiciones laborales.

La formación de los gabinetes del nuevo ejecutivo presidido por Vicente Álvarez Areces ha sido uno de los destinos elegidos. Así, Nacho Menéndez del Campo, redactor de política, se ha incorporado al gabinete de prensa de la presidencia; Rafael Sarralde, redactor de cultura, se ha incorporado a la consejería de Cultura y Turismo; Julio César Iglesias, jefe de la sección de economía ha hecho lo propio en la consejería de Economía y Asuntos Europeos y Beatriz Fanjul, redactora de la delegación de cuencas, forma ya parte del gabinete de la consejería de Medio Ambiente y Desarrollo rural.

Pero no han sido los únicos, el camino lo iniciaron en la anterior legislatura, los redactores, Nacho Poncela, incorporándose al gabinete de Ana Rosa Migoya y Ángela López que abandonó la corresponsalía de Siero por el departamento de prensa del Presidente.

Otro destino para redactores del periódico conservador ha sido la Junta General del Principado. Así, Blanca Gutiérrez entró a formar parte del equipo de la presidenta de la Junta General. A la que se ha unido recientemente la redactora de política, Paula Tamargo. Otros han preferido iniciar la aventura de incorporarse al periódico gratuito 20minutos a continuar en el diario lider.

La Nueva España ha visto como una buena parte de su equipo se ha ido despidiendo, lo que no ha ocurrido en otros medios a pesar de que también recibieron ofertas. La deficiente situación laboral ha impulsado a veteranos profesionales de este diario a buscar un avance laboral.

La preocupación se instaló en buena parte de la plantilla que ha visto diezmada la redacción. Sin embargo, el análisis que hace entrever la dirección de La Nueva España es distinto.

Lejos de alarmarse por la situación, no se sienten amenazados en su liderazgo e incluso valoran como positivo las nuevas incorporaciones que a pesar de tener menos experiencia tienen también sueldos aún más bajos que los que se han ido. Los directivos de La Nueva España más preocupados por su cuenta de resultados que por la calidad informativa del periódico han visto como la sección de política ha cambiado de redactores cuatro veces en los últimos años.

La falta de aprecio al trabajo que desarrollan los profesionales del medio por parte de la dirección ha hecho cundir la inquietud entre los que continúan en plantilla, que no ven valorado su esfuerzo y su identificación con la empresa. En el comité de empresa también se muestran escandalizados por las bajas retribuciones de los trabajadores en comparación con los demás medios escritos de Asturias.

¿Porqué ocurre esto en La Nueva España?

Las principales causas de que en La Nueva España esté produciéndose esta situación son dos:

Por un lado, el diario mantiene las peores condiciones laborales de la prensa escrita en nuestra región; y por otro las presiones a las que los redactores son sometidos para asegurar la línea editorial, como los habituales cambios de titulares.

Según ha podido saber Asturias Opinión, lo que más ha molestado a algunos redactores es que tras poner en conocimiento de la dirección las nuevas ofertas laborales recibidas, en lugar de intentar retenerlos renegociando las condiciones -como suele ser habitual en cualquier empresa- se les presionó con “un camino de no retorno” haciéndoles ver que las puertas estaban cerradas para una vuelta al diario.

Estén las puertas abiertas o cerradas, pocos serán los que quieran volver a cobrar 1.200 euros después de trabajar en un gabinete de prensa cobrando más de 2.000 euros mensuales. Mientras, quienes les han sustituido en La Nueva España rondan los 900 euros al mes.

Mucho editorial sobre los jóvenes mileuristas y sus redactores ni llegan a eso.

Comentarios

El 21-nov-2008 a las 14:03, enfin escribió:
Mentiras???Ni una!He conocido gente que no llegaba a los 600 euros al mes...y trabajando todos los días...
El 04-sep-2008 a las 20:41, Sectarios escribió:
¿Y vosotros que coño sabeis lo que cobra nadie? Es mejor lo que haceis vosotros Intrusismo trabajando gratis para contar mentiras.

Agrega tu comentario


Secciones

Suscríbete con iTunes: 

Suscríbete en iTunes

 

 

Recomendar a un amigo

2005-2008 asturiasopinion.com esta bajo licencia Creative Commons